eBook Los haiku del Viejo Libo, Cesar Bianchi
Ebook

LOS HAIKU DEL VIEJO LIBO 

por el autor   Cesar Bianchi


(0) Votos
    
(2) Vistos
    
(0) Comentarios
    
(0) Me gusta 

ISBN: 0001000001733
Tema: Literatura - Poesía
Editorial: elaleph.com
Fecha publicación: 2006
Idioma: Español
Formato electrónico:  PDF  (222KB)

Formato Precio Comprar
eBook US$ 1.13
Valoraciones usuarios
5 estrellas
(0)
4 estrellas
(0)
3 estrellas
(0)
2 estrellas
(0)
1 estrella
(0)

Reseña

El haiku, en su pequeñez, es una piedra que cae al agua, el canto breve de un pájaro que se difunde por el aire, un llamado que despierta el alma del lector (poeta, aunque todavía no lo haya descubierto). Al esparcirse en nuevas ondas, a impulso de la mujer o el hombre que lo escuchan y le agregan otras alusiones, se convierte en una música que suena en armonía con el cosmos y todas sus criaturas. Setenta y siete de estos poemas, de 5-7-5 sílabas, que al decir de Basho nombran lo que está ocurriendo en este lugar en este momento, componen este libro, cuya portada y contratapa se embellecen con pinturas de la artista uruguaya Macarena Caorsi. Estudiosos especialistas del haiku en español han distinguido los de El Viejo Libo. Algunos de esos comentarios y menciones integran las últimas páginas del libro, a las que les dan el valor de guía iluminadora: un organito recorre la ciudad del tiempo ido Con toda naturalidad y justa métrica consigue reunir una representación real y su gran evocación histórica que pertenece asimismo al contemplador y al lector. Pedro Aullón de Haro. (pg. 96) ¡qué armonía, perro, gato y dos niños juegan al sol! Gracia y belleza se conjugan en este haiku liminoso, tan cercano al espíritu de Isa y al espíritu budista de la comunión entre todas las criaturas. El efecto de armonía y frescor se refuerza al describir una escene de la vida cotidiana que implica ya una relación natural entre el perro, el gato y los dos niños (interesante este último matiz, que sugiere, sin decirlo, que es el ser humano el que debe cuidar de esa relación).José María Bermejo. (pg. 96) luna de río qué sencilla navegas por mi ternura El autor usa una ruptura de sistema muy llamativa: la luna navega (con el río), no por un cauce arenoso ni pedregoso, sino por mi ternura; y esto, con una sencillez que asombra. Fernando Rodríguez Izquierdo. (pg. 98) mi buen amigo apenas un humito del crematorio Sin duda uno de los haikus más sorprendentes de esta edición. No deja de ser una estampa cómica imaginar al poeta delante del humito, sin embargo resulta también profundo y conmovedor. Luis Corrales Vasco. (pg. 100-101) quieto en el aire posa para la foto el picaflor ....... múltiple orquesta las cigarras explican todo el verano


Otros libros del autor

Tu opinión sobre este libro es importante: